Maleja Arenas

Cuidado con las curvas

PDF – MOBI – EPUB

Nunca imaginé que conocería al amor de mi vida al arrojarle un café.
Se lo arrojé después de que el imbécil ese me llamara gorda, luego de haber tropezado con él mientras corría hacia una reunión importante.
De ninguna manera pensé que ese hombre se convirtiera en lo más importante para mí, nunca creí que pudiera necesitarlo tanto y jamás llegue a concebir la idea de amarlo con tanta pasión y de aprender tanto de un ser tan arrogante, autoritario, narciso, déspota, mandón, protector, egocéntrico, superficial, egoísta… Arrrg alguien como David Mendoza Esparza.
Mi total y opuesto tipo de hombre. Porque los hombres como él, simplemente son un rotundo NO en mi independiente y genial vida. No había previsto enamorarme de la mujer que me arrojó un maldito café caliente al rostro.
Me lo arrojó después de que sin querer le dijera algo sobre su peso, luego de que tropezara conmigo mientras prestaba más atención a su dona que al camino.
En la vida vislumbré que esa mujer se convirtiera en mi razón de ser, jamás sospeche que se robara mi corazón y me hiciera necesitarla, vivirla y sentirla de esta manera. En absoluto percibí que lograra enseñarme tanto de la vida; una mujer tan impulsiva, apasionada, impetuosa, increíble, desordenada, despreocupada, independiente, encantadora, cariñosa, amable… Grrr alguien como Manuela Quintero Acosta
Mi tipo de mujer opuesto, simplemente por sus muchas y muchas curvas. Mis mujeres siempre han sido delgadas, atléticas, altas, delicadas, sin tantas curvas… Pero entonces…
¿Sabes lo que dicen de las curvas?
Debes tener cuidado con ellas… porque pueden ser muy peligrosas.

Amor y amistad, siguiente puerta a la derecha

PDF – MOBI – EPUB

Estoy huyendo.
Huyendo de mi pasado tormentoso.
Huyendo de los demonios que me acechaban.
Huyendo del dolor.
Huyendo del sufrimiento.
Huyendo del monstruo que juró amarme.
Huyendo de mí misma.
Huyendo de todos y de todo.
Sigo huyendo, incluso aquí, en el lugar que escogí para empezar desde cero, para retomar mi vida, para volver a empezar sola. Sin volver a depender de nadie, sin permitirle a alguien más tener algún control o influencia en mí, porque amé y me equivoqué al hacerlo; la confianza que deposité en esa persona me destruyó.

Desde mi ventana

PDF – MOBI – EPUB

(Página en actualización)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s