Inmaculada Martín del Campo

Cuando lloran los cerezos

Tsubaki acaba de perder a su madre pero su padre, un maestro de kendo que dirige un dojo cercano al Fuji, la guiará por el mundo del arte marcial con sable, a pesar de la controversia que genera una dama dentro del dojo.Sus compañeros de infancia la ayudarán hasta demostrar que es una gran kendoka.Pero Tsubaki se ve trastocada cuando aparece Rumiko, una nueva alumna a su cargo, que revolucionará por completo su mundo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s